Sector de escalada “Copoya”, la más grande de Chiapas, se encuentra dentro de uno de los últimos pulmones urbanos de Tuxtla Gutiérrez, zona en riesgo de perderse por proyectos de urbanización.

La zona de escalada conocida entre los locales como “Copoya”, fue desarrollada hace alrededor de 17 años -hoy cuenta con unas 70 rutas- y se encuentra ubicada dentro de la Meseta de Copoya, un área natural a tan sólo 15min. de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.

Dicha Meseta sufre hoy el peligro no sólo ser completamente deforestada -si bien desde hace dos años ya ha presentado grandes daños por invasores-, sino de lotificarse para vivienda -por fraccionadores-, a razón de un desordenado crecimiento de la mancha urbana. 

Entrevistamos al Grupo Escala, quienes, junto con La Unión para la Conservación de la Meseta de Copoya y Unión de Pequeños Propietarios, han realizado un seguimiento continuo y directo, así como una defensa del área. 

“No queremos caer en el sensacionalismo, lo que queremos es simplemente alzar la voz. Y tampoco buscamos un trato personal con las autoridades, sino público. La Meseta de Copoya es uno de los últimos pulmones de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.” – Carlos Herrera Tapia (miembro desde hace 13 años de Grupo Escala)

En el 2013 y 2015 se hicieron decretos de carácter estatal que protegen la Meseta de Copoya, mismos que involucran a los terrenos privados, a quienes se les prohibe lotificar y fraccionar.

Asimismo, El Atlas de riesgo de Protección Civil de Chiapas indica esta zona como la de mayor riesgo por derrumbes en la ciudad, por lo que no es apto para uso habitacional. 

Se pide que se aplique la ley tanto a invasores como a fraccionadores. Nuestro objetivo no es dividir, es exigir que se aplique la ley y la conservación de nuestro pulmón urbano.” – Carlos Herrera Tapia (miembro desde hace 13 años de Grupo Escala)

De acuerdo a los hechos sucedidos por invasores de los terrenos privados, quienes, además, deforestaron la zona, los propietarios correspondientes buscan proteger sus predios de la expropiación. Sin embargo, el Grupo Escala, La Unión para la Conservación de la Meseta de Copoya y Unión de Pequeños Propietarios, consideran que, cambiar la Carta Urbana -el uso de suelo-, por parte de las autoridades, para fraccionar el terreno, no es un mecanismo correcto de solución. 

“Mencionan que realizar un fraccionamiento es para la conservación, pero esa zona es el área de amortiguamiento de la Reserva Estatal por lo que, para ser congruente, debería de tener al menos una lotificación de mínimo cada 3 hectáreas, tal como lo marcaba la Carta Urbana 2007, y no cada 500 metros como ahora lo plasman, lo cual es aún mayor densidad de casas que los predios categorizados en H1, significando 178 casas, ¿acaso todas esas casas son necesarias  para hacer una barrera contra las invasiones?” – Boletín de Prensa de La Unión para la Conservación de la Meseta de Copoya, Grupo Escala y Unión de pequeños propietarios.

Los grupos y organismos en defensa de la Meseta de Copoya proponen a las autoridades de Tuxtla -ciudad en la que, por cierto, gobierna el Partido Verde Ecologista- ciertas soluciones distintas a la de fraccionar los predios. 

“Existen otras alternativas para estos predios. Primero, la expropiación que pague e  indemnice a los dueños o bien, si deciden quedarse con los predios, pueden hacer proyectos campestres de una casa por hectárea y que conserve la vegetación original. O proyectos ecoturísticos que den ganancias a los dueños y a su vez sean acordes con la conservación, ya que, por su paisaje, arroyos  y cascadas, lo hace ideal para el ecoturismo, por lo que la Secretaria de Turismo Municipal estaba trabajando en una estrategia para esa zona que sirviera para promover Tuxtla “Capital de la aventura”.” -Boletín de Prensa de La Unión para la Conservación de la Meseta de Copoya, Grupo Escala y Unión de pequeños propietarios.

Con el objetivo de hacer conocer a la población lo que está sucediendo en la Meseta de Copoya, concientizar y solicitar a las autoridades que se respeten las leyes, La Unión para la Conservación de la Meseta de Copoya, Grupo Escala y Unión de pequeños propietarios han abierto una campaña en Change.org y así recaudar firmas de ciudadanos. 

La deforestación y la lotificación de la zona, que forma parte del corredor biológico que regula el clima de Tuxtla Gutiérrez no sólo afecta a la zona de escalada “Copoya”, sino a cada uno de los habitantes de la región, tanto como a la población general de la capital. Por ello, los grupos de defensa extienden una invitación para firmar la campaña aquí, que hasta el momento lleva más de siete mil firmas.

 

 

Deja un comentario

Total
46
Shares

Suscríbete

Recibe nuestras noticias en tu correo