La expedición al Everest de Kilian Jornet no ha concluído oficialmente y, al momento, se especula que podría estar ya en la montaña intentando mejorar sus 26 horas de ascenso.

Kilian Jornet sacudió al mundo entero hace unos días al encumbrar el Everest y regresar al campo base en un solo empujón de 38 horas, sin oxígeno suplementario, sin cuerdas fijas, y sin apoyo de terceros. Es un logro que contrasta dramáticamente con los más de 40 días que puede durar una expedición comercial típica para llegar la cumbre del Everest.

Sin embargo, 26 horas a la cumbre y 12 horas adicionales para regresar al campo base podrían ser demasiadas para Kilian. Medios internacionales especulan ya sobre la posibilidad de que el corredor hecho montañista español esté incluso ya en pleno ascenso para mejorar su récord.

El rumor está alimentado por dos factores clave. En primer lugar, la expedición no ha terminado formalmente y no se ha anunciado el regreso de Kilian fuera del Everest, algo que el equipo de su proyecto Summits of my Life típicamente comunican cuando se concluye una etapa más del objetivo.

En segundo lugar, tenemos una cita textual de Kilian comentada por el gran montañista Adrian Ballinger, quien habló con Kilian apenas concluyendo el primer intento. De acuerdo a lo publicado por Adrian en su cuenta de Instagram, Kilian buscaría bajar su tiempo antes del término de la temporada de ascensos al Everest:

“Cree que lo puede hacer más rápido y espera recuperarse en tiempo para realizar otro intento antes de que la temporada termine.” – Adrian Ballinger en Instagram

No hay nada confirmado aún, pero el rumor no sorprende. Si alguien puede hacer un segundo ascenso consecutivo al Everest en solitario y corriendo, es Kilian Jornet. Lo más importante a recordar, sin embargo, es que es más importante tenerlo a él de vuelta -y a cualquiera en la montaña-, que lograr algún récord.

Se perfila, pues, un cierre dramático e histórico en la temporada 2017 del Everest. Sabíamos que los nombres Steck y Jornet estarían en esa historia, pero no imaginábamos de qué forma.

#pro – if you don't follow @kilianjornet, stop reading this caption and go follow him. I'm lucky to be surrounded by some amazing athletes on a daily basis. But Kilian…wow. Today he made a 26-hour push from Base Camp to the summit of #Everest, without supplemental oxygen. This is superhuman. But three things make it even wilder. First, he suffered gastro distress throughout the summit push but somehow suffered through and still stood on top. Second, he thinks he can do it faster and hopes to recover in time to make another attempt before this season ends. Third, after 30+ hours awake and enduring real suffering, he still graciously signed autographs in ABC before sleeping or eating. I am so blown away, humbled and inspired for my attempt. Congratulations Kilian! #everestnofilter #everest2017

A post shared by Adrian Ballinger (@adrianballinger) on

Deja un comentario

No Hay Más Artículos