La “pareja en ascenso”, Badía y Mauricio, regresan al K2 para intentar su noveno ochomil

Badía Bonilla y Mauricio López, montañistas profesionales y matrimonio mexicano que conforman el proyecto “Una Pareja en Ascenso”, regresan por segunda ocasión al K2, para continuar su proyecto de completar los 14 picos de más de ocho mil metros de altitud sobre el planeta. De alcanzar la cima, Badía Bonilla será la primera mexicana y mujer americana en conseguirlo además de sumar su novena montaña de más de ocho mil metros de altitud.

El pasado 10 de junio de 2017 inició la expedición de Badía y Mauricio por conquistar la llamada “montaña salvaje”, el K2, que se ubica en Pakistán. Su altitud es tan solo 239 menor que la del Everest, sin embargo, a diferencia de la montaña más alta del mundo, no cuenta con rutas de bajo nivel técnico y su clima tiende a ser más violento e impredecible.

Ya en el verano 2016 Badía y Mauricio intentaron el subir el K2, cuando su experiencia en las montañas les permitió detectar el alto riesgo de avalancha presente -y que posteriormente sucedió-, lo cual terminó con el sueño de llegar a lo más alto de esta espectacular montaña de 8,611 metros.  

La presente expedición tendrá una duración de 66 días a partir del 10 de junio. En el equipo, Mauricio López será el líder de la expedición y cordada de Badía Bonilla. Contarán únicamente con el apoyo de un porteador de altura, utilizarán oxígeno complementario y seguirán la ruta de ascenso denominada “Espolón de los Abruzzos”.

Este sábado 17 de junio empezará su acercamiento a la montaña K2, iniciando con 920 km (27 horas) vía terrestre por la carretera “Karakoram Highway” (Islamabad- Skardu-Askole), después 95 Km (7 días) de caminata desde el poblado de Askole hasta el campo base del K2, cruzando el glaciar del Baltoro.

El campamento base estará a 5,000 metros de altitud sobre el nivel del mar y ahí iniciará su proceso de aclimatación y establecimiento de cuatro campamentos de altura: Campo l a 6,000 m; Campo ll a 6,700 m; Campo lll a 7,450 m y  Campo lV: 8,000 m. La ventana para intentar cumbre será aproximadamente del 20 al 31 de julio.

Para enfrentar nuestro reto en esta ocasión, integraron su preparación física la medicina hiperbárica con el objetivo de revascularizar el sistema circulatorio, beneficiando su rendimiento deportivo. La preparación y acondicionamiento físico la realizaron con trabajo en gimnasio, entrenamiento con carreras de larga distancia y ascenso a los volcanes de México, un estricto régimen alimenticio que inició tres meses atrás.

Badía Bonilla y Mauricio López, una pareja en ascenso para la que cada paso suma a una gran causa

Desde hace seis años, Badía y Mauricio han apoyado a niños en situación vulnerable a través del programa “Pies de altura a favor de los niños”, que consiste en sumar el esfuerzo en pesos, aportando un peso por cada pie (equivalente a 30 cm.) recorrido desde el arribo al país en cuestión hasta la cima. Este año seguirán subiendo el banderín a favor de niñas de la calle y ayudando a la causa.

Badía Bonilla y Mauricio López son embajadores de la marca holandesa TomTom Adventurer, el reloj GPS Outdoor diseñado para potenciar las actividades al aire libre como trail running, montañismo, esquí y snowboard.  Durante la expedición al K2 utilizarán la tecnología Adventurer para monitorear pulsaciones cardiacas, medir las distancias, el ritmo de avance,  altitud, ascenso, pendientes y la grabación del recorrido, que junto con la brújula integrada, les permitirá regresar al campamento de arranque en caso de poca visibilidad por contingencias climáticas.

Deja un comentario